¿ COMO MANEJAR EL AZÚCAR EMOCIONAL ?


Estas en cuarentena, te sientes ansioso o ansiosa y  ¿ estas sintiendo antojos de cosas dulces ?
Es normal !  Y somos muchos a estar sintiendo lo mismo...

Y entendamos porqué..

El azúcar esta ligada a nuestras emociones incluso desde antes de nuestro nacimiento.. 

Y esto se da cuando a los 6 meses del embarazo, el bebé desarrolla las células del sentido del gusto que le van a permitir, durante los últimos tres meses, descubrir los sabores y nadar literalmente en la felicidad de un liquido, mas o menos, dulce, según el consumo de glucosa de mamá.

Ahí, en esos momentos, descubrimos el sabor dulce y desde ese entonces, el sabor dulce nos hace sentirnos en seguridad...

Después del nacimiento, el bebé encontrará ese mismo sabor dulce, de manera "natural" en la leche materna y de manera "artificial" en la leche de formula.

Pero la historia no termina ahí...

El azúcar crecen siendo parte de la familia y nos acompañan en los momentos importantes y felices como lo son los cumpleaños, las fiestas o los domingos...

Con esta información, es mucho más fácil entender porqué los sabores dulces nos reconfortan y porqué nuestro cerebro los relaciona con momentos de felicidad.

En la edad adulta, el azúcar emocional, se presenta, como el hambre emocional, de manera repentina, haciéndonos pensar que comiendo algo dulce nos sentiremos mejor..

Y como la historia de cada uno es diferente, el apego a estos sabores sera, para cada uno, mas o menos fuerte.

Quitar completamente estos "automatismos" es prácticamente misión imposible.
Sin embargo, volvernos conscientes de la situación, entender estos reflejos y tener claro que la comida nunca podrá responder a una necesidad emocional, nos ayudara a actuar de una manera más sana frente a estos deseos.

Aquí te van algunos consejos para manejar de mejor manera los antojos de azúcar "emocional":

1 RESPIRAR. Unos minutos de respiración consciente nos permitirá salir un poco de la situación para observarla. Y te aseguro que respirar es realmente efectivo porque el oxígeno calma nuestro sistema nervioso y nuestra mente haciéndonos muchas veces, incluso olvidar nuestros antojos.

2 HIDRATARSE. Muchas veces, nuestros antojos, dulces o salados, están relacionados con la falta de hidratación del organismo.
Tomar unos minutos para beber un vaso con agua justo en el momento en el que un antojo se presenta también te podrá ayudar a calmar tus ansias y a disminuir las ganas de comer. 

3 OBSERVAR. Tomar un tiempo para simplemente observar lo que estas sintiendo !
Observar las sensaciones presentes en el cuerpo, observar tus pensamientos e intentar reconocer tus emociones te ayudara a saber que es lo que realmente necesitas.. 
Por ejemplo, si es cansancio, en lugar de comer algo, es momento ir a la cama a descansar ...
Si lo que sientes es tristeza una mejor opción será llamar a alguien que quieras o pedir un abrazo..

4 ELIGE LAS MEJORES OPCIONES. Obviamente, intentaremos evitar, al máximo, el azúcar blanca y refinada, presente en la mayoría de los productos industriales.
Pero esto no significa que no podamos darnos gusto comiendo algo naturalmente dulce y sano.
Por ejemplo, las frutas, los dátiles, algo endulzado con un poco de miel y también podemos hacer algún postre "casero" endulzado por ejemplo, con azúcar de coco.

5 ACEPTAR. Tendemos a ser demasiado duros con nosotros mismos ... nos sentimos culpables y nos juzgamos demasiado porque sentimos que estamos haciendo algo terrible pero en realidad comer un pedazo de chocolate tampoco es el fin del mundo !
Aprendamos a ser más flexibles con nosotros mismos, entendamos que cada situación es diferente y seamos conscientes de nuestras acciones para poder responder de la mejor manera a cada una de ellas.

¡ Animó y hasta pronto !





Si este articulo te sirvió, no dudes en ayudar a alguien mas compartirlo en Facebook o en Pinterest.  ¡Gracias ! 

No hay comentarios. :

Publicar un comentario